Argentina
3 diciembre, 2018

La emblemática empresa sampedreña cumplió 135 años en medio de un tenso clima por una venta trabada judicialmente, poca información y una zafra que, según el sindicato, arrojó los peores números de las últimas décadas.

Ya pasaron 135 años desde aquella primera molienda y la situación ha ido cambiando sustancialmente con el paso del tiempo.

Tras décadas de sostener a un ingenio en quiebra con millonarios fondos públicos, el Estado provincial tomo la firme decisión de venderlo, allá por 2016.

Tras idas y vueltas, reclamos de los trabajadores ante reiterados cambios en la condiciones de la operación económica, en 2017 el Ministro de producción y desarrollo económico, Carlos Abud Robles, anunció la “venta de contado” al grupo colombiano Omega Alesa.

En el medio, se dejó sin efecto el contrato inicial y se celebró uno nuevo del que nada se sabe, ya que el contacto entre el gobierno y el sindicato que nuclea a los trabajadores azucareros se cortó de la noche a la mañana.

Hasta el día de hoy la venta sigue truncada y una reciente presentación realizada por el grupo colombiano amenaza con frustrar aún más el engorroso camino transitado en el marco de un proceso de venta donde lo que prima es la incertidumbre.

La presentación judicial del grupo colombiano responde a un requerimiento de documentación que hizo el juez Calderón.
JujuyalMomento consultó esta mañana al secretario del sindicato de Obreros y Empleados Azucareros (Soea), Sergio Juárez, quien nos informó que siguen sin novedades sobre la situación de la venta del ingenio.

“No sabemos absolutamente nada y ya está por terminar el año. Estamos yendo al juzgado para saber que va a pasar porque los colombianos tenían hasta hoy para depositar los 24 millones de pesos y aparentemente no lo hicieron.” sostuvo.

El gobierno no ha logrado silenciar los rumores sobre la supuesta insolvencia del grupo inversor y a ello se suman los incumplimientos en cuanto a los pagos previstos para los trabajadores tanto en indemnizaciones como en salarios adeudados.

No obstante, una de las mayores preocupaciones de los trabajadores gira en torno al resultado de la última zafra: “No se produjeron muchas toneladas. Se hicieron 21 mil de azúcar, a diferencia de años anteriores que se producían 70 mil. También se produjeron  5,5 millones de litros de alcohol, cuando años anteriores se produjeron 11 millones“, sostuvo Juárez.

Esto se traduce en 72 % menos que otras zafras y pone en duda la capacidad real del gobierno de gestionar dicho proceso. La histórica fabrica de San Pedro produce cada vez menos azúcar y alcohol bajo la administración de la gestión Morales.

El sindicato advierte errores elementales para sostener el proceso productivo y ya anticipa que la zafra del 2019 podría ser inferior a la de este año.

Fuente: Jujuy al momento.-

MÁS NOTICIAS SOBRE: 

REALIZÁ UN COMENTARIO


*

COMENTARIOS