Tucumán
8 junio, 2019

Tucumán redujo un 5,4% la superficie plantada con respecto a 2018. La provincia dispone de 258.851 hectáreas aptas para cosechar en la zafra actual. Así lo determinó el Laboratorio de Sistemas de Información Territorial del INTA Famaillá.

La EEA Famaillá relevo la superficie ocupada por el cultivo este año a través del procesamiento de imágenes satelitales provistas por la Comisión Nacional de Actividades Espaciales de Argentina (CONAE). Los datos para realizar el cálculo se obtuvieron del satélite Landsat 8 (NASA). Los sensores satelitales adquirieron la información durante los meses de enero a abril del 2019. Se realizaron procesamientos parciales a nivel departamental de las distintas escenas satelitales para poder obtener la información buscada. Se trabajó con ADI (áreas de interés) enmascarándose el resto de los datos y se re proyectaron las imágenes a “Transverse Mercator”, datum “WGS 84” y clasificación no supervisada (ISODATA). Los programas utilizados para el procesamiento de las imágenes fueron ERDAS IMAGINE 9.x y QGIS (Open Free), obteniéndose capas vectoriales que serán incorporados en el portal web de INTA.

unnamed

Los datos obtenidos muestran una importante caída del 5,4% respecto del año pasado, lo que representa 14.886 ha menos de caña de azúcar para cosechar en la provincia. Sólo tres departamentos incrementaron su superficie, mientras los otros tuvieron disminuciones en diferentes grados.

image003

Leales continúa ocupando el primer lugar con el 20% del total de la provincia, equivalente a 51.846 ha, aunque muestra una reducción cercana al 5% en relación al 2018. Muy cerca se ubica Cruz Alta con casi el 19% del total, representando 48.797 ha, pero en este caso hubo un aumento del 2% sobre el año pasado. Simoca, con una disminución de casi 9%, se posiciona en el tercer lugar con el 14% de la superficie provincial, que son 36.260 ha. En cuarto lugar aparece Burruyacú, con cerca del 13% y 32.730 ha, mostrando un incremento del 3,4% con relación al año anterior.

Tres departamentos que presentan una fuerte reducción con respecto al 2018 son La Cocha, que pasó de 10.770 (3,9%) a 7.524 (2,9%) en el 2019, con un 30% de disminución. En el mismo sentido, Monteros pasó de 23.821 (8,7%) a 20.483 (7,9) este año, es decir, 14% menos; y, Chicligasta redujo el 10,9% de la superficie, pasando de 17.034 (6,2%) a 15.180 (5,8%) en el 2019.

Los especialistas del INTA consideran que la falta de actualización del precio del azúcar, en relación al incremento de los costos, repercute negativamente en la rentabilidad del sector en las últimas cuatro campañas al menos. Los únicos que lograron sostener o incrementar el área cultivada fueron Cruz Alta y Burruyacú, a los cuales se agregó Graneros en el sur, que son los de mayor superficie. Esto demuestra que las renovaciones se hicieron entre productores y empresas de base diversificada y mayor escala, lo que les permite absorber la baja rentabilidad del sector cañero de los últimos años.

Las caídas en términos absolutos y relativos más importantes se observan en los Dptos. Leales, Simoca, Monteros y Chicligasta, que explican aproximadamente el 80% de la disminución provincial (11.246 de las 14.886 ha totales) y, a su vez, coinciden con una fuerte concentración del sector de pequeños y medianos productores que son los que están atravesando una crisis de financiamiento muy fuerte con descapitalización evidente en lo que respecta a la renovación del cañaveral.

En los siguientes gráficos se observa la variación de la superficie implantada con caña en los distintos departamentos de la provincia, tanto en términos absolutos como relativos.

MÁS NOTICIAS SOBRE: 

REALIZÁ UN COMENTARIO


*

COMENTARIOS